La historia del Primero de Mayo

Published On May 2, 2017 | By Steve Edwards and Hector Salazar | en español

El movimiento por una jornada laboral más corta fue el primero en unir a los trabajadores/as a nivel internacional en contra del capitalismo industrial. Karl Marx había señalado que mientras existiese la esclavitud en Estados Unidos cualquier intento de construir un movimiento obrero estaría paralizado; pero también recalcó que “el primer fruto de la Guerra Civil Americana fue la agitación social por las ocho horas.”

En 1867 con el objetivo de conseguir apoyo contra los confederados el partido Republicano pasó el Reconstruction Act que apoyaba los derechos de los esclavos liberados y establecía leyes limitando la jornada laboral a ocho horas. Una vez ganada la guerra traicionó ambos. Los trabajadores negros de sur, tan pronto como los Republicanos rompieron el poder de los Confederados, sufrieron los horrores de Jim Crow. Y al mismo tiempo en el norte, aun con condiciones no comparables a la de los esclavos liberados, los activistas por las ocho horas se hicieron conscientes de que la ley por la que habían luchado sólo se haría realidad con medidas de presión por su parte. Ganar la jornada laboral de ocho horas requeriría décadas de lucha.

El 1 de mayo de 1886 un sindicato nacional, predecesor de la American Federation of Labor (AFL, Federación Americana del Trabajo), convocó a los trabajadores para que realizaran por primera vez una jornada de sólo 8 horas. Cientos de miles fueron al paro y marcharon en manifestaciones por todo el país. La mayor manifestación fue en Chicago, donde en respuesta la clase dirigente de la ciudad organizó un sanguinario ataque policial sobre los huelguistas desarmados. Al día siguiente, una protesta congregada en un lugar llamado Haymarket Square fue también atacada por policías armados y esta vez una persona anónima lanzó una bomba. Esta bomba fue el pretexto ideal para realizar arrestos en masa y juzgar a los líderes del movimiento quienes fueron ejecutados al año siguiente a pesar de las protestas masivas a nivel nacional e internacional.

En 1888, la AFL desafiante convocó otra huelga de ocho horas y enviaron a un delegado a la conferencia fundacional de la Segunda Internacional (Socialista) en 1889 para pedir acciones en solidaridad a nivel internacional. Fue esta conferencia la que organizó la primera manifestación simultánea e internacional de trabajadores el Primero de Mayo de 1890.

El poder del primero de mayo reconsiderado

Hace nada más doce años entre diciembre 2005 y mayo 2006 las comunidades inmigrantes se levantaron en una manera que todavía hoy tiene impacto. Marchas y protestas masivas detonaron con la propuesta en el congreso de le legislación conocida como la HR4437, que hubiera clasificado inmigrantes indocumentados como “criminales agravados”. También hubiera puesto sanciones altas a los que les ayudaran a entrar al país y a quienes les dieran refugio.

El representante republicano James Sensenbrenner de Wisconsin patrocinó el proyecto de ley en la cámara de representantes donde fue aprobada en diciembre del 2005 siendo programada para voto en el senado en marzo del 2006. Esto estalló en una oleada de protestas.

Las demandas del movimiento por los derechos de los inmigrantes incluyeron legalización para todos, igualdad completa, poner a fin las redadas y deportaciones y un proceso de visa que otorgase a los obreros inmigrantes derechos laborales iguales a los derechos de los obreros nativos de Estados Unidos.

Las manifestaciones que se realizaron unieron a millones de personas de costa a costa. Gente de diferentes países y etnicidades y con diversas lenguas, pero en su mayoría de la comunidad hispana. Todo esto culminó en el primero de mayo en el 2006 cuando 1.5 millones de personas tomaron las calles por todo el país en una de los días de protesta más grandes en la historia de estados unidos. Las marchas en masa enterraron la HR4437. La propuesta anti-inmigrante de Sensenbrenner no llegó siquiera al senado. Ninguna de las versiones, ni en el senado y ni en la cámara de representantes, obtuvo suficiente apoyo imposibilitando que se hiciesen ley.

De nuevo en 2012, el movimiento Occupy Wall Street le dio nuevo significado al primero de mayo.

Estos son las tradiciones de organización obrera y de espíritu internacional en que se basa el primero de mayo.

Like this Article? Share it!